En las  zonas de pre- agrupamiento de las Farc en Antioquia, no hay control de los guerrilleros que pretenden hacer del proceso de paz, “una guachafita”, denunció el Gobernador, Luis Pérez.

El gobierno nacional perdió el control de las zonas de pre-concentración de las Farc y tampoco ha dado instrucciones a los gobernadores para actuar frente a esta problemática, que en el caso de Antioquia, tiene en apuros a los alcaldes de Murindó y Anorí, donde los guerrilleros, estarían pidiendo plata, viáticos y exigiendo obras públicas, a través de derechos de petición.

La denuncia la hizo el gobernador, Luis Pérez Gutiérrez, al advertir que no hay orden, ni disciplina en este proceso, porque inicialmente se dijo que los insurgentes estarían alejados de la población y cualquier movimiento sería informado a los alcaldes con 72 horas de anticipación para preparar a las comunidades.

Pérez Gutiérrez, dijo que los guerrilleros pretenden hacer del proceso de paz, una “guachafita”. Habló de la situación de Murindó, donde juegan fútbol, piden plata para gasolina y pasajes, mientras en Anorí, hacen reuniones con líderes comunales para interponer derechos de petición, en los solicitan escuelas y vías.

De acuerdo con la información extraoficial que ha recibido la Gobernación, en departamento, hay 10 zonas de pre- agrupamiento de ellas, dos en Dabeiba, dos en Ituango, dos en Anorí y una, en Remedios, Murindó, Vigía del Fuerte y Tarazá.

Pese a la falta de información, 2 mil soldados se encuentran en las cinco zonas de concentración.

(0)

Para el gobernador Luis Pérez las zonas de concentración se volvieron una guachafita

| Antioquia, Noticias |
About The Author
-